Focaccia sin gluten

Focaccia SIN Gluten

Si te gusta la focaccia tradicional, esta receta que te traigo hoy, no está muy lejos de la auténtica ni mucho menos. Es una focaccia sin gluten que podrás hacer sin comprar harinas preparadas!

Me estoy aventurando en el mundo sin gluten no por ser celíaco, y estoy muy satisfecho por ahora con los resultados que están saliendo a pesar de costarme adaptarme a cada receta. Mi pareja si que digiere mejor este tipo de masas, a diferencia de las que contienen el famoso gluten.

Es por eso que poco a poco voy probando nuevas recetas para que TODOS podamos disfrutar de las maravillas de las masas!

En esta receta he querido simular la focaccia tradicional, añadiendo algunos ingredientes como por ejemplo: albahaca, cherris, romero y queso rallado por encima. Cada uno tendrá sus gustos, asi que os animo a que preparéis vuestra focaccia sin gluten con los ingredientes que más os gusten sin miedo a equivocaros.

El sabor es diferente a las masas hechas con harinas de trigo, pero te recordará por su miga esponjosa y su corteza crujiente. Esta masa con volumen y jugosa tiene infinidad de aplicaciones para acompañar. Os daré algunas recomendaciones que yo utilizo:

Focaccia sin gluten
Focaccia sin gluten

1- Cortamos trozos longitudinales de 2 dedos aproximadamente como en la foto y untamos queso crema si queremos algo salado. Si por el contrario, nos gustan las recetas dulces, extendemos crema de avellana y algarroba casera.

2- Si tenemos platos con caldos (cocido o sopas de verduras) o cremas (espinacas con queso) , podemos agregar trozos pequeños por todo el plato y con una cuchara ir cogiendo estos trozos junto con parte del caldo o crema.

Espero que os haya gustado estas ideas y sobre todo, explorar y probar!

Si te ha gustado o tienes cualquier duda, escríbeme en comentarios o envíame un correo.

Muchas gracias!

 

Focaccia sin gluten

Focaccia Sin Gluten

Marcos
Todos merecemos la oportunidad de probar uno de los panes tipicos como la focaccia, no? Pues los celíacos/as también.
Tiempo de preparación 4 horas
Tiempo de cocción 45 minutos
Plato Acompañamiento
Cocina Italiana, Mediterránea

Ingredientes
  

  • 350 gr almidón de maiz
  • 100 gr almidón de patata
  • 60 gr harina de trigo sarraceno
  • 15 gr psyllum
  • 15 gr goma xantana
  • 10 gr sal
  • 10 gr impulsor (Royal)
  • 330 ml cerveza sin gluten
  • 270 ml agua
  • 15 gr miel/ azúcar moreno
  • 9 gr levadura fresca
  • 1 pizca romero fresco
  • 20 gr queso rallado
  • 1/4 vaso aceite

Elaboración paso a paso
 

  • En un recipiente grande, añadimos la cerveza, el agua y la levadura fresca. Con una cuchara empezamos a disolver todo. Agregamos la miel (o azúcar) y seguimos removiendo todo.
    Cuando está todo bien integrado, añadimos el resto de ingredientes menos el queso y el romero. Para aquellas personas que tengan amasadora, amasar durante 10 minutos a velocidad media con el gancho de amasado.
    En caso de que no tengáis amasadora, no os preocupéis. Amasamos a mano empezando con la ayuda de la cuchara y acabando con las manos durante 10-15 minutos.
  • Preparamos una bandeja (tipo de horno) y extendemos papel de horno encima. Agregamos un chorrito de aceite por encima para que no se pegue la masa. Extendemos la masa encima del papel de horno y añadimos más aceite por encima para extender con mayor facilidad la masa.
    Intentaremos ocupar toda la superficie de la bandeja ya que la masa aumentará su volumen y queremos que se reparta por igual.
  • Dejamos fermentar la masa durante 2-3 horas en un lugar cálido de la casa o hasta que doble su tamaño.
    Precalentamos el horno a 220ºC con calor arriba y abajo sin ventilador. Mientras tanto, añadimos una pizca de sal y pimienta por encima. Repartimos el romero por toda la focaccia y el queso.
    Cuando esté listo el horno, metemos la bandeja de la focaccia en la parte media y añadimos un vaso de agua en otra bandeja en la base para crear vapor. Hornear durante 15 minutos a esa temperatura y después, bajar temperatura a 180ºC y hornear 25 minutos más o hasta que la veamos dorada.
  • Enfriar unas horas y ya podremos cortarla. A disfrutar!
¡Haz clic para puntuar esta receta!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating